Terapia infantil

El juego y la implicación de la familia (y en ocasiones de la escuela y/o otras instituciones y profesionales) son clave para tener éxito en un proceso de terapia infantil. Mediante actividades lúdicas y la participación de padres y madres, ayudamos a niños y niñas a superar dificultades emocionales y de conducta.


Además, ofrecemos orientación para fortalecer los vínculos que unen a los miembros de un mismo sistema familiar, con la finalidad de promover los lazos afectivos y emocionales que les ayuden a superar cualquier dificultad.